miércoles, 17 de junio de 2009

BIOÉTICA Y ÉTICA ECOLÓGICA
























PROYECTO INTEGRADO PARA EL ALUMNADO DE 2º DE BACHILLERATO DE CIENCIAS
METODOLOGÍA:

-Aprender a investigar (buscar información en internet y otras fuentes, … seleccionando la más relevante).
-Aprender a contrastar y asumir la diversidad de opiniones ante un mismo tema.
-Aprender a crearte una opinión propia a partir de la información y el diálogo.
-Aprender a exponer lo investigado dando lugar a un posterior debate.
-Aprender a expresar con corrección y coherencia tu propia opinión.
¿DE QUÉ VA?
La justificación de este proyecto integrado en la actualidad parece clara. Nos hallamos en un mundo en el que, gracias al avance científico-técnico, se ha ampliado de manera decisiva el ámbito de lo posible (ahora podemos destruir el planeta, contaminar mar, tierra y aire, clonar animales, manipular la dotación genética del ser humano, en definitiva, “jugar a ser dioses”…). A mayor poder, mayor responsabilidad por el uso que pueda hacerse de este poder y sus consecuencias. El debate ético parece necesario.

Nunca antes ha contado la humanidad, aunque deberíamos decir mejor, los habitantes de los países desarrollados, con tanto bienestar material (electrodomésticos, internet, automóviles, aviones, ave,…). Tampoco nunca antes ha estado tan en peligro la vida sobre el planeta Tierra (cambio climático, armas nucleares, contaminación de tierra, aire y mar, agotamiento de recursos naturales,…). El desarrollo tecnológico está poniendo un gran poder en manos del ser humano. Tanto poder que cabe hoy preguntarnos con alarma: ¿son compatibles ser humano, desarrollo tecnológico y vida saludable en el planeta Tierra? Nuestra morada, nuestra casa, el planeta Tierra, está amenazada, en peligro. Por otra parte, actualmente nos parece normal la ampliación de derechos a mujeres, negros y gays, pero ¿deben reconocerse también derechos a los animales? Y hablando de derechos, ¿tienen las generaciones futuras derecho a encontrarse un planeta habitable? No todos vivimos igual, pero ¿todas las naciones humanas, desarrolladas y subdesarrolladas, deben sacrificarse por igual en la protección del medio ambiente, aunque no hayan contribuido de la misma manera a dañarlo?, etc.

Además de los problemas ecológicos derivados del desarrollo tecnocientífico, también nos encontramos actualmente con dilemas morales por las repercusiones en el ámbito de la medicina y la genética del gran desarrollo tecnológico de nuestro tiempo. Es el campo de la bioética. Surgen problemas del tipo: ¿tienen los padres autoridad ética para decidir el sexo de sus hijos? ¿es lícito alterar la dotación genética de los que todavía no han nacido? ¿es correcto modificar y hasta crear nuevas especies alterando la genética? ¿es lícito el aborto? ¿y la clonación? ¿también en seres humanos? ¿debe un médico decir siempre la verdad a sus pacientes? ¿hasta cuándo debe alargarse artificialmente la vida biológica? ¿es lícita la eutanasia? ¿deben introducirse restricciones en las experimentaciones médicas con animales y humanos? ¿si cobran quienes prueban la validez de las vacunas no se está favoreciendo que tal labor sólo recaiga en los más pobres?... en definitiva, ¿ESTARÁ JUGANDO EL SER HUMANO A SER DIOS CON EL GRAN PODER QUE LE PROPORCIONA EL DESARROLLO TECNOLÓGICO? ¿QUÉ PASARÁ SI NO INTRODUCIMOS LÍMITES ÉTICOS?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada